De profesión madre

De profesión Madre

De profesión madre. Soy una mamá ojerosa. Una mamá como tú y como cualquier otra. Una mamá que deja de lado sus prioridades para cubrir la de esos pequeños montruitos que tenemos en casa.

Esos monstruitos que día tras día tienen miles de dificultades y problemas y tú eres su guía, eres sus manos y sus pies.

El faro que les guía, que les enseñas, les muestras el camino. Pero la mayoría de las veces ni nosotras mismas sabemos que tenemos que hacer.
Soy una mamá que escribe y espero que no sea solo para otras mamás.

Me encantaría escribir para mamás, para papás, para profesores, para la comunidad… Debido a que en la crianza de nuestros más pequeños interfieren muchas personas implicadas.

Educar y criar no es solo un TRABAJO de madre.


Por mucho que hayamos deseado ser madres o padres, las dificultades son diarias. No existe ningún
manual mágico que nos indique que debemos hacer en cada situación, e incluso podemos ver que la
misma técnica no nos funciona con nuestros diferentes hij@s, ya que cada uno es únic@.


El mismo día que alcanzas a ser mamá o papá, aun con la sonrisa por bandera te encantaría que te entregaran un manual de instrucciones con cada una de las pautas que necesitas saber.

Y de la noche a la mañana necesitas saber conocimientos de:

  • Enfermería: deberás calmar largas noches de insomnio.
  • Costura: deberás coser esos disfraces de funciones del cole y carnaval.
  • Cocina: deberás cocinar una dieta sana y equilibrada.
  • Ama de casa: deberás tener la casa en condiciones óptimas.
  • Abogacía: deberás lidiar ante los conflictos entre herman@s y amig@s.
  • Juez/a: deberás aplicar normas y castigos.
  • Peluquería: peinar, cortar e incluso buscar piojos cada vez que llegue una circular del cole.
  • Profesorado: ayudar a los más peques en sus tareas del cole.
  • Investigadora: encontrar cada una de las cosas que ell@s pierdan por la casa.
  • Costura: coser cada una de las prendas que esos monstruitos rompan.
  • Taxista: llevar y traer de cada una de sus actividades extraescolares.
  • Economía: administrar el dinero y el tiempo de una casa.
  • Psicóloga: dar los “mejores” consejos a los peques de la casa.
  • Personal shopper: ir de compras, buscar las mejores ofertas y saber las tallas de cada uno de
  • los que viven en casa.
  • Domadora de circo: deberás calmar a las fieras de casa.

Todo esto y mucho más son los requisitos para ser madre o padre. Incluyo la palabra padre debido a que me gustaría una sociedad igualitaria, pero hoy por hoy el gran peso de la educación de los hij@s recae en las mamás.

Sí amiga, de profesión madre.

No es un discurso feminista, ni pretendo una guerra de sexos, simplemente miro alrededor y veo madres luchadoras que llevan a sus peques al cole, salen disparadas al trabajo y al regresar continúan su labor más agotadora y gratificante a partes iguales.

Para lograr un puesto de trabajo tod@s estudiamos una profesión, pero nadie nos enseña a ser papás y mamás.

Es la labor más difícil y con mayor carga emocional y agotamiento físico, debido a que son 24 horas los 365 días del año, y nadie nos enseña a “ser”.

Todo es cuestión de intuición, prueba y error.

Ojalá algún día entendamos la importancia de una buena crianza y la responsabilidad y el esfuerzo que educar a “nuestro futuro” conlleva, y que no es una labor única y exclusivamente de las madres.

Compartir
  • 32
  •  
  •  
  •  
  •  
  •   

3 comentarios en “De profesión madre

Deja un comentario

      

Colabora / Contacto / Equipo / Club /

Ofertas / Privacidad

A %d blogueros les gusta esto: